Fragancia, mis dos últimas adquisiciones

Fragancia, mis dos últimas adquisiciones

 

El mundo del perfume es todo un misterio. Hay fragancias que nos atrapan sin saber muy bien por qué, otras nos provocan rechazo, y algunas son amor de un día, de una noche o de una temporada. De este último caso hablamos hoy.

Porque no es lo mismo un aroma de invierno que de verano, las altas temperaturas hacen que nos inclinemos, al menos yo, por aguas de colonias, más frescas, más alegres, más chispeantes y divertidas, fragancias que nos acompañan sin llegar a envolvernos, que nos dejan como más libres, son esas compañeras con las que no contarías para una velada íntima pero siempre estarán dispuestas a una noche de juerga.

Así veo yo los aromas del verano. Pero ojo, en esta época también hay momentos más intismistas en los que un agua de colonia se queda a medio camino entre la discreción y la elegancia. Aquí yo necesito algo con más cuerpo, que me acaricie, que no me empalague ni me asfixie, pero que me dé seguridad en las distancias más cortas y personales.

 

perfume

 

Por eso para la temporada estival me he decantado por estos dos aromas que aquí os traigo. Espero que os gusten tanto como a mí, y me contéis si estáis de acuerdo conmigo, o preferís usar las mismas fragancias durante todo el año, así como de día y de noche.

 

Vitória Régia, de L’Occitane au Brésil

Aunque nos la presentan como flor de noche, yo la he adoptado como mi primera fragancia de verano. Bien es cierto que, os recuerdo, en estos meses deberíamos usar muy pocos perfumes durante el  día, porque casi todos son fotosensibles, es decir que con la exposición al sol pueden provocar manchas. Y aunque no estemos en la playa o piscina, directamente tomando el sol, no debemos olvidar que en nuestro país, y más en esta época, el sol está presente en todos los rincones. Así que si no estáis encerradas en una oficina durante todo el día os recomendaría lo que yo hago; hidratantes corporales perfumadas después de la ducha diaria y, al caer el sol, me perfumo sin miedo.

Y aquí es donde empieza este floral verde y empolvado, una flor que se abre a la luna y deja escapar un sofisticado perfume. En el corazón, toques de limón verde y jacinto de agua con un acorde de peonía. Sensual y refrescante, el fondo de la fragancia es reforzada por la certera fusión de almizcle y madera de sándalo. PVP: 48 €.

 

Parfum Divin de Caudalie

Rosa, vainilla, almizcles… esta fragancia, maravillosamente aterciopelada, creada por el perfumista Jacques Cavallier, es la continuación de un aceite (Aceite Divin) que ya adoraba. Rosa de Marrueos y Rosa de Bulgaria, la primera delicada y la segunda absoluta, unidas a pomelo y pimienta rosa, vainilla, cedro y almizcle. Para mí, francamente irresistible. Ya me veo morena, arreglada para una cena, de verano pero en un lugar muy especial, vestido de tirantes ajustado al cuerpo, más largo que corto, pelo recogido, pestañas muy largas… Y unas gotas de esta fragancia. PVP: 47 €.

 

 

Reconozco ser infiel, pero hay tantos aromas para elegir, que no me resisto a la tentación de probar. Dicen que en la variedad está el gusto, y la balda de mis fragancias es buena prueba de ello. Hoy me quedo con estas dos, mañana…

 

Si te gustó este tema, seguro que también te interesa:

 

 

Deja tu comentario

Da una calificación