Día Mundial del Cáncer de Mama

Día Mundial del Cáncer de Mama

Día internacional del cáncer de mama

 

El cáncer de mama es de los más frecuentes entre las mujeres, importante causa de mortalidad en la población femenina de nuestro país. Es crucial detectarlo a tiempo, y también fomentar y ayudar tanto al bienestar de la paciente como a sus familiares. Estética & Salud Natividad Lorenzo fue una de las primeras en ofrecer tratamientos destinados a todas aquellas personas que sufren o han sufrido procesos oncológicos. “Esta profesión aporta un estado de bienestar, sobre todo, en esas mujeres que están en momentos delicados de su vida y pasando por un cáncer como puede ser el de mama“, comenta Natividad, fundadora del centro.

Según la experta en estética oncológica, una de las primeras de la capital, existen tratamientos o protocolos de cuidado personal que ayudan a llevar un poquito mejor ese día a día de la paciente. Está convencida de que la estética no es simplemente algo superficial sino que, la estética es salud y está indicada cuando tenemos problemas que la afectan. En su centro de medicina estética ofrecen distintos cuidados específicos destinados a la mujer que está pasando por este proceso. Se centran sobre todo en la mejora y calidad de la piel y el aspecto físico que en general se ven afectados durante los tratamientos oncológicos. Mejoran la sensación de una piel quemada, seca o con fibrosis en la zona de la cicatriz o partes adherida por sesiones de radio; también saben tratar con esmero cuando hay una prótesis debido a una reconstrucción mamaria.

Por otra parte, no se olvidan del bienestar psíquico, tan delicado en momentos de enfermedad. Asesoran y ayudan a estas mujeres a través de consejos para poder sentirse bien, cuidándose y mimándose en general, porque es muy importante encontrarse lo mejor posible a nivel integral, aunque sobre todo la se le da mucha importancia a que la mujer aprenda a cómo tratarse la zona de la mama afectada. Que no deje de mimarla y reconocerla con pequeñas maniobras con sus propias manos a la vez que se va dando su crema para hidratar la piel, para aliviar esa sensación de tirantez e incluso de dolor. Y, sobre todo, para que con la autoexploración conozca su tejido y su cuerpo. Es importante para detectar cambios y que acudan médico para analizarlos. Esto les ayuda a sentirse mujeres con fuerza y positividad, sabiendo que hay opciones y tratamientos para estar mejor. Ganar autoestima en el paciente para que se vea menos afectado es clave, genera confianza.

Deja tu comentario

Da una calificación