Nutricosmética solar, más vale prevenir

Nutricosmética solar, más vale prevenir

Usuarios

 

Si por fin has decidido hacer una escapada a la playa, o piensas pasar la Semana Santa en el campo o la montaña, es decir lejos de la ‘protección laboral’ aquí tienes una nueva propuesta para no dejarte la piel.

Sí, es cierto, todavía el sol no es muy intenso pero precisamente por eso a veces se convierte en un peligro mayor. «Todos sabemos que el sol es el factor ambiental más dañino para la piel -comenta Claire Byrne, responsable de innovación Boots Laboratorios-. Nos puede afectar a lo largo de todo el año, penetra incluso a través de las nubes y el vidrio. En verano es mayor. Pero el resto del año también existe. En los meses de marzo, abril, septiembre y octubre  recibimos el 26% de radiación adicional a la del verano«.

streching de tadekk

Ahora que empieza el buen tiempo, pero aun no nos hemos puesto a tomar el sol, es el mejor momento para cuidar nuestra piel y darle lo que necesita. «El sol afecta a las capas más profundas de la piel.Puede incluso afectar a las proteínas que la forman: colágeno, elástica, fibronetina y fibrilina; muy importantes para mantener a firmeza de la piel. Necesitamos una protección no sólo contra los rayos UVA-B, sino de todo el espectro

La nutricosmética solar aporta nutrientes destinados a la mejora de la piel por vía oral. Su ventaja es que actúa en la epidermis y también en toda la profundidad de la piel ejerciendo su acción en las tres capas que la forman. En líneas generales, los productos de nutricosmética solar están elaborados por betacarotenos, activos hidratantes y antioxidantes que preparan la piel a dos niveles, favorece el bronceado y neutraliza la acción de los radicales libres y radiaciones solares sobre la piel. Pero ojo, eso no quiere decir que  dejemos de lado fotoprotectores de uso tópico, «lo ideal es una crema que pueda ofrecer a protección ultravioleta completa, que proteja hasta un 90%«.

43 de xdreus

La nutricosmética solar alcanza su nivel óptimo de concentración a los quince días de comenzar a tomarlas por eso estamos hoy hablando de ella, si vas a salir al aire las próximas minivacaiones, debes empezar a tomarla ya,  continuar durante los días de exposición y hasta 15 días después de la misma.

Uno del los principales preceptos de belleza es, sin lugar a dudas, la prevención. También se dice que la belleza está en el interior y que sólo llevando una alimentación sana y equilibrada conseguiremos una piel en perfectas condiciones. Pues bien, ésta es una buena manera de prevenir los daños celulares producidos por el astro rey, además volverás a casa con un bonito aspecto de ‘buena cara’ y te durará más tiempo. Con un poco de suerte, si las temperaturas no bajan demasiado, hasta el verano y más allá…

Dieta rica en antioxidantes para contrarrestar los efectos nocivos del sol. Los alimentos ricos en antioxidantes (naranjas, mandarinas, pomelo, kiwi, pimientos verdes y rojos, piña, coles, coliflor y espinacas. Yema de huevo, vegetales de hojas verdes, cereales y panes integrales.) te protegen frente a los radicales libres que causan el envejecimiento.

Pero como muchas veces no ‘tenemos tiempo’ de comer en condiciones, o los alimentos llegan a nuestra mesa con menos vitaminas de las que debieran, una forma de combatir los daños celulares producidos por los rayos solares y preparar tu piel para cuando llegue el momento de exponerla al sol, es con la nutricosmética. Aportan vitaminas, minerales y otros principios activos que nuestro cuerpo necesita. Es la mejor forma de llegar a las capas más profundas de la piel, a las zonas a las que las cremas que utilizamos a diario no pueden, porque lo haces desde dentro.

Ayudan a evitar manchas, a preservar la humedad en la epidermis, y reparar, en definitiva, el daño celular ocasionado por el sol y a regular la producción de melanina. No se recomienda el consumo a mujeres embarazadas o en periodo de lactancia. Y recuerda: los complementos nutricionales para el sol NO sustituyen la crema solar en ningún caso.

 

Arkosol de Arkopharma (19,95 €, 30 perlas). Prepara y activa el bronceado. Protege la piel. Se toma 1 perla al día. Ingredientes clave:

  • Aceites esenciales de borraja, argán y sésamo que ayudan a mantener la hidratación y la elasticidad de la piel.
  • Carotenoides (licopeno y luteína) + vitamina E que contribuyen a que la piel resista mejor las agresiones externas y los radicales libres.
  • Vitamina B9 que favorece los procesos de renovación celular.
  • Vitamina E que previene el envejecimiento y da luminosidad a la piel.
  • Betacaroteno que favorece la pigmentación de la piel y lucha contra el envejecimiento cutáneo.

 

 

 

3 Comentarios

  1. Gracias por el artículo. Yo, en mi dieta, suelo incluir casi todos los alimentos que señalas y no soy muy dada a tomar complejos vitamínicos porque sí, pero como vivo en una zona donde el sol pega bastante fuerte muchos días del año, sí me parece una buena idea lo de la nutricosmética para cuidar la piel.

  2. Ya llevo años oyendo que la nutricosmética funciona fenomenal. Y para las personas que tenemos cierta predisposición a las manchitas por el sol (desgraciadamente a mi me salen aunque use factor de protección fuerte) creo que van muy bien. Buen recordatorio porque en mi caso, siempre me acuerdo el día de antes de irme a la playa.

    Y ya que hablamos de sol, playa,… me vendría muy bien un reportaje de alguna crema autobronceadora que realmente te deje un color bonito, así ya la voy teniendo en cuenta. 😉 Gracias!!

    • Por supuesto que hablaremos también de cremas autobronceadoras, incluso de duchas y masajes capaces de aportarte un bonito color, porque de lo contrario el primer día de playa más que lucir palmito reluciremos más blancas que la ropa lavada con el mejor de los detergentes. Pero basta con que eso lo hagas dos o tres días antes. Ahora lo importante es que empieces a protegerte desde el interior, especialmente si tienes tendencia a las manchas.

Trackbacks/Pingbacks

  1. Protección solar, Necesaria incluso en pieles bronceadas | Belleza eres tú - […] verano, la piel está expuesta a más factores externos como los rayos solares, el cloro, la sal, la arena…

Deja tu comentario

Da una calificación